¿Qué es el Puerperio?

Según la RAE el puerperio se define como el Periodo que trascurre desde el parto hasta que la mujer vuelve al estado ordinario anterior a la gestación. La definición médica nos cuenta que es el periodo que comprende desde el final del parto hasta la normalización de los cambios fisiológicos producidos durante el embarazo.

¿¿Alguna vez volveremos al estado “ordinario” anterior a tener a nuestro hijo?? ¿Realmente los cambios producidos sólo son fisiológicos o algo cambia en nuestro ser, en nuestra alma, cuando somos madres? ¿El puerperio termina realmente a los famosos 40 días?

Te propongo olvidarnos del tiempo físico, acercarnos al tiempo emocional donde nos encontramos mamá-bebé, rechazar la invitación a volver a ningún estado ordinario y adentrarnos en este periodo fusión madre-hijo, cuya duración hay que descubrir y valorar de nuevo, compartir nuestros miedos, nuestras aventuras y descubrimientos.

FELIZ INMERSIÓN!

domingo, 31 de agosto de 2008

Chocolate

Buscando una explicación al deseo irresistible que durante el puerperio tengo de comer chocolate, negro, intenso, encontré en la biblioteca un libro que habla de los instintos alimentarios, de cómo el cuerpo pide lo que necesita, de que los "antojos" alimentarios tienen una razón de ser y nos ayudan a mantenernos sanas y también a disfrutar un poco de la vida!. El libro se llama "Porqué las mujeres necesitan chocolate" de Debra Waterhouse. Os copio algunos fragmentos:


"Antojo femenino de comida: necesidad normal, biológica por un alimento concreto que equilibra el cuerpo y la mente de la mujer y la revitaliza"
Tal vez parezca demasiado bueno para ser cierto, pero todas las investigaciones están demostrando que los antojos de comida femeninos son un don. Existen mensajes que no podemos y no debemos ignorar.


Los antojos aseguran que nuestro cuerpo posea las grasas suficientes para la fertilidad, que nos nutramos adecuadamente para tener un cuerpo sano, que los niveles de azúcar en sangre sean estables para mantener la energía y que las sustancias químicas cerebrales estén equilibradas para gozar de un humor estable.


El fundamento biológico de los antojos de comida femeninos es que necesitamos comer determinados alimentos por:


1.- Nuestro instinto de supervivencia del cuerpo: almacenar, almacenar, almacenar
2.- La hormona femenina- el estrógeno- y nuestras funciones especiales de gestación y lactancia
3.- Nuestras necesidades de azúcar en sangre
4.- Nuestras necesidades de nutrición
5.- Necesidades de las sustancias químicas del cerebro y relación entre comida y estado de ánimo.
Y ¿Por qué el chocolate?

  • El 50% de las calorías del chocolate corresponden al azúcar, lo que hace aumentar los niveles de serotonina del cerebro (serenidad y estabilidad de ánimo)
  • La otra mitad corresponde a grasas, por lo que aumentan los niveles de endorfinas (aumenta niveles euforia y energía)
  • Contiene feniletilamina: una sustancia química que se libera en el cerebro cuando nos enamoramos
  • Contiene teobromina, uan sustancia similar a la cafeina, que afecta positivamente a la función cerebral
  • Contiene Magnesio, un mineral que interviene en la producción de serotonina y en la estabilización del humor.

Además:

  • Tiene un pto. de fusión de 36º C, justo un grado por debajo de la temperatura del cuerpo, de manera que se derrite inmediatamente y complace a als papilas gustativas de forma incomparable
    Posee una mezcla de más de 500 sabores
  • Está vinculado a la infancia, los premios, postres, regalos, etc...

Todo alimento es "bueno" siempre y cuando responda a las necesidades del cuerpo y sea ingerido en pequeñas cantidades.

Desmontando el aparato propagandístico antichocolate...

  • El chocolate no es alto en cafeína. Contiene 6 mg por cada 28 g, contra los 180 mg de una taza de café
  • El chocolate no es alto en colesterol. Se extrae de los granos de cacao y las plantas no contienen colesterol
  • La manteca de cacao es alta en ácido esteárico, que parece disminuye los niveles de colesterol en sangre
  • No favorece la aparición de caries, se ha descubierto que contiene un agente antibacteriano que impide la formación de placas
  • No produce acné

Así pues, el chocolate, el azúcar, la grasa y la fécula no son en absoluto alimentos prohibidos: son alimentos placenteros para el cuerpo de la mujer. Nunca se me ocurrirá decirle que coma medio Kg de chocolate o cuarto de litro de helado. Sin embargo, no dudaré en recomendarle que haga caso de su cuerpo y de respuesta a sus necesidades. Si lo que su cuerpo necesita biológicamente es chocolate o patatas fritas, con una pequeña cantidad bastará.

Actualizando las reglas de alimentación para que tengan en cuenta el cuerpo, la mente y los instintos alimentarios naturales de la mujer:

  • No hay alimento prohibido. Cualquier alimento es aceptable cuando respondemos a las necesidades de nuestro cuerpo con una cantidad moderada de él
  • Comer chocolate con moderación
  • Comer grasas con moderación
  • Comer azúcar con moderación
  • Comer más féculas
  • Comer 5 veces al día
  • Dar más importancia a la comida; dar menos importancia a la cena

El libro es interesante, está dirigido especialmente a mujeres, ya que habla de nuestros cuerpos, nuestros ritmos, las hormonas, los ciclos... enseña a escuchar al cuerpo, a disfrutar de la comida, a planificar una alimentación más sana, a distinguir entre antojo (necesidad biológica) y compulsión de comer alimentos (compensación emocional) y sobre todo me ha ayudado a entender mejor mi cuerpo, a respetarme más y a seguir disfrutando del placer de un poco de chocolate del bueno cada día.

Un dulce saludo

Isa

No hay comentarios: